Haití sigue en la lucha

“…Había tres escritorios de metal sosteniendo la placa de concreto del segundo piso. También había un archivador y una fotocopiadora, en total eran como cinco pilares que sostenían la placa. La luz duró como cuatro horas, luego se extinguió”. Testimonio de un hombre colombiano que paso 15 horas bajo los escombros que dejó el catastrófico terremoto en Haití.

Fue un 12 de enero

A 15 km de Puerto Príncipe, capital de Haití, escenario principal de la mayor catástrofe en toda Latinoamérica, y calificado como el país más afectado; ya que daños como este no habían sido registrado desde hace doscientos años y considerado también; como el más pobre de esta parte del continente. Rememoró este 12 de enero los trágicos sucesos que hace un año, marcaron y cambiaron las vidas de miles de personas, que ahora viven bajo lonas y en condiciones infrahumanas.

Los 316.000 muertos, 350.000 heridos y 9.500.000 damnificados, son los daños que dejó dicho terremoto, con una magnitud de 7.0 grados en la escala de Ritcher, causando una profundidad de 10 kilómetros. Durante este terremoto, todo el pueblo haitiano, sostuvo varias replicas. El problema no estuvo en el sismo, sino en las condiciones de vida que llevan estos hombres, los países más pobres se ven afectados por riesgo de mortalidad y de pérdidas económicas en grados desproporcionadamente más elevados si se los compara con niveles similares de exposición a amenazas”.

Antes del terremoto, muchas personas se hallaban en las calles viviendo con solo dos dólares al día; los niveles de vida en Haití ya eran menesterosos para aquel entonces, lo que convertía a Haití en un país de alto riesgo.

Cólera ataca Haití

El brote de cólera que azotó a Haití dejó 253 muertos. A causa de esta enfermedad se manejaron diversas hipótesis, una de ellas seria, la contaminación del rio Artibonite o que la enfermedad fue “importada” ya que nunca el país había presenciado de esta enfermedad, manifestó el presidente de Haití René Préval. Pero en realidad, la falta de higiene y de prevención por los mismos haitianos, es el origen de la extensión de este brote, más aun; si no poseen agua potable lo que incrementa el riesgo de contagio masivo.

Haití, un año después

Luego del brote de cólera en octubre del 2010 que arrasó con más de 122.000 personas infectadas y dejó 2.600 muertos, la solidaridad que se tuvo con Haití se reflejó con la ayuda humanitaria que recibió de todas partes del mundo entre ellas varias ONG. Pero en especial una institución que ha extendido su mano para apoyar a los haitianos, es Intermón Oxfam, organización española que trabaja ya treinta años con Haití; pero que a raíz del terremoto ha brindado a cientos de personas, agua potable, letrinas, y sobre todo trabajan en higiene pública; como también ayudan a propietarios a poner en marcha sus negocios. El objetivo es reconstruir esas comunidades, lo que suena inalcanzable e imposible, ya que no se sabe a quién le pertenece parte del terreno; absteniéndose a que una persona pueda reclamar sus tierras en un futuro. El trabajo que realizan lo hacen conjuntamente con los líderes de cada organización y el alcalde. Pero la reconstrucción se deberá a tres puntos importantes, primero a los donantes de ONG, al Gobierno pero sobre todo a la propia gente, estos tres principales actores deben encontrar juntos la solución.

Lo que nos enseña la catástrofe

Hoy las autoridades de Haití tienen el reto de reconstruir su país y mostrar a toda su población un nuevo rostro de optimismo. Haití muestra a todo el mundo que en solo un minuto se puede correr un gran riesgo, el cual puede ser devastador para toda su gente.

Las consecuencias ambientales que deja dicho terremoto, son fuertes; como el desgaste de sus recursos naturales y la explotación de su suelo, alcanzando la deforestación toda área verde. También se calcula que este terremoto haya sido treinta y cinco veces más potente que la bomba atómica de Hiroshima, haciendo de por sí, complicada la reconstrucción del pueblo haitiano su débil infraestructura es similar a un castillo de naipes.

Por: Andrea Uriol

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s